El 12 de febrero de 2014 se celebrará un juicio contra los acuerdos del Consejo de Gobierno de la UPM, en el que se aprobó el despido de 301 trabajadores de nuestra Universidad.

En aquella sesión del Consejo de Gobierno además de los despidos, se aprobó el recorte de sueldo de los profesores. Y ahora se ha prorrogado dicha bajada de sueldos otro año más.  Estas medidas solo las ha aplicado la UPM en la Comunidad de Madrid. Y para colmo, en la UPM se sigue derrochando dinero en gastos innecesarios como por ejemplo en la iluminación del exterior de los edificios del Campus de Montegancedo, como si fuesen clubs de carretera.

El pasado mes de enero, por Resolución Rectoral se aprobó la constitución de la “Comisión Asesora del Rector para la elaboración de las directrices de la estructura de administración y servicios de la UPM”, que junto con la normativa para la reestructuración de los Departamentos, son los instrumentos que se van a utilizar para reducir servicios, eliminar Departamentos y posteriormente finalizar con la fusión de Centros.

Paralelamente, los criterios para acceder a las escasas becas son cada vez más exigentes y las tasas académicas de nuestra Universidad son de las más altas de toda España, lo que está obligando a nuestros alumnos a matricularse de menos créditos o directamente a dejar la UPM.

Todo esto no se hace para mejorar la enseñanza y la investigación, si no con el único objetivo de seguir los pasos marcados por la Comunidad de Madrid en su intento de devaluar y asfixiar la Universidad Pública para finalmente privatizarla.

En defensa de la Universidad Pública en general y en concreto en apoyo de nuestros 301 compañeros despedidos, invitamos a toda la Comunidad Universitaria a asistir como público al juicio que tendrá lugar el miércoles 12 de febrero, a las 12:00 h., en el Juzgado nº 29, en C/ Gran Vía 52.